15 may. 2013

The Human Centipede: First Sequence (2009)

Como diría Amador Rivas: - ¡Olé, olé!.
¡Pero qué me he encontrado aquí, por favor! Esto es un deleite visual de película como pocas, con secuencias tan atrapantes que incluso cortan la respiración.
Una película que al día siguiente de haberla visto todavía pienso en ella, con un recuerdo desagradable de sus escenas, pero también con el recuerdo exquisito de una película rodada con personalidad, sin tapujos, y sin compasión, ni por los protagonistas, ni por los espectadores.
Encontrarme una película como está es arto complicado. Se reconoce su calidad solo con la imagen de sus créditos iniciales, donde puedes observar un ambiente tan malsano que hace estremecer.
Me esperaba una mayor violencia gráfica, y en ese aspecto quede decepcionado. No hay un uso excesivo de sangre, ni de efectos gore.
Pero lo que no abusa de violencia gráfica, lo hace de sufrimiento humano. Los personajes transmiten en todo momento su dolor, su humillación y frustración.
Cuando el dardo sedante es disparado contra Lindsay mientras ésta trata de huir arrastrando a su amiga, he podido llegar a sentir verdadera lástima por ella. Un escalofrío hizo un recorrido tremendo por mi columna vertebral.
Anteriormente a la huída, Lindsay fue advertida de que sería la pieza central, por tanto la que más iba a sufrir.

¿Qué ocurre con esa pieza?
Pues que su boca será mutilada de tal forma para poder coserla al ano de la pieza inicial, y el ano de ella será mutilado de tal forma que la pieza final pueda ir cosido a él.
Lo peor no solo es la mutilación que sufren, la deformidad de su cara y la experimentación de su carne, sino el tener que tragarse la mierda, literalmente, de la pieza inicial. Una secuencia totalmente bizarra, angustiosa
Para angustia toda la trama sucedida una vez convertidos en esa mutilación, en ese engendro humano. No sabes que ocurrirá después, ha sido tan directo en su comienzo que viendo la duración hasta ese momento, el temor es aun mayor.
Es un ejercicio de agobio continúo, ver está película no es para disfrutarla con los amigos, sino para agobiarles viendo la enfermiza capacidad de un ser humano para hacer el mal.
Claro está que la inspiración a todo esto viene de otras mentes enfermizas como las de Takashi Miike o David Cronenberg, su experimentación de la carne y mutación de la misma.
También hay una notable inspiración de los experimentos nazis. De ahí que el antagonista se llame Josef, nombre que también tuvo “El Ángel de la Muerte”, Josef Menguele.

Dieter Laser actúa de forma tan increíble que realmente consigue hacer que le odies. Ves reflejado en su rostro su enfermiza mentalidad, va más allá de un psicópata y más allá de un enfermo mental. Un misántropo enloquecido.
Ashley C. Williams, la pobre Lindsay, también actúa de forma excepcional y eso que la mitad de la película solo podemos verla de rodillas y con media cara tapada por unas vendas, pero toda su actuación está reflejada en su mirada, pues con ella logra transmitir verdadero terror, y sufrimiento.

Es una película llena de morbosos detalles que retratan las intenciones del director al presentarnos a uno de los villanos más escalofriantes del terror moderno: el doctor Heiter.
Un personaje que pudo abusar sexualmente de sus víctimas y conseguir así un mayor desprecio hacía él, pero en realidad su pasión morbosa por la experimentación de la carne hace que en una secuencia podamos ver como siente placer al penetrar a una de las chicas con una aguja en su cuello.

Está historia no busca ser llamativa con escenas de brutalidad sexual como “A Serbian Film” o “Irreversible”. En todo momento trata de conservar el realismo presente y al ser grabada con una imagen característica del cine independiente o amateur, además de presentar un argumento poco convencional aunque muy influenciado de trozos de aquí y trozos de allá, viviremos las escenas como si estuviésemos allí mismo y ni siquiera pudiésemos ayudar. Realmente es agobiante ver como tres personas son humilladas de tal forma.
Pero más lamentable es ver que a pocos metros hay un par de cristaleros o un par de policías y que nadie pueda oírles, ni ayudarles... Lo que me hizo recordar la estremecedora noticia de hace unos días, con las chicas secuestradas encerradas en el sótano, realmente terrorífico.

El Ciempiés Humano, una impresionante exposición macabra y perversa.
De nuevo Europa se impone en el séptimo arte y entrega un cine sin miedo a mostrar lo que el director está decidido a mostrar.

TRAILER

2 may. 2013

Bayern de Munich golea épicamente al Barça


Siempre dije que el Barça era una moda pasajera, que sus partidos estaban regalados y que muchas jugadas  eran evitadas por los árbitros para favorecerles. Creo que estos dos partidos han demostrado lo que siempre defendí firmemente: 5 faltas de penalti evitadas por los arbitros, y aún así, les han enseñado como un equipo con HISTORIA, puede hacer RÉCORDS.
El Barça es y será una imitación de los grandes Ajax de Louis Van Gaal o A.C. Milan de Arrigo Sacchi, incluso de la Juventus de Trappattoni.
Simplemente eso, una falsa imitación para los críos de hoy en día que necesitan un ídolo  un ídolo que ha demostrado sus 4 balones de oro regalados en esta temporada. Y no me sirve 50 goles en liga, porque en la Eredivisie también meten más de 30 goles por temporada, en ligas donde los equipos tienen defensas flojas es lógico, y la liga BBVA puede presumir todo lo que quiera, pero tiene los equipos más goleados al cabo del año, porque tiene los equipos con defensas más flojas de toda Europa.
En fin, lo dicho, remontarse a la historia del Barça es recordar grandes derrotas y humillaciones... la magnífica final del gran Steaua de Bucarest, o la lección de fútbol de Capello a Cruyff en 1994.
Barça es una moda, ser de ese equipo es una moda. Una moda que incluso la chaquetera de Shaki sigue, porque recordemos que ella era del Espanyol...
Pero ayer se hizo justicia, y se demostró que el imbatible campeón de estos últimos años, el ganador de 2 títulos en  3 años, o el ganador de todos los títulos en su primer año con Guardiola, fue derrotado, avasallado  aniquilado, derribado, placado, violado, torturado, humillado, destruido, destrozado, pisado, troceado  etc. etc. por un gran equipo con una gran historia y del que han salido muchos de los mejores jugadores de la historia del fútbol, Bayern de Munich.
Un equipo que dijo esté año, hoy empieza nuestro reinado. Un equipo que le metió el miedo en el cuerpo a todos los grandes equipos del mundo, goleando a los máximos competentes de su liga, 9-2 al Hamburgo de Van der Vaart, 1-6 al Stuttgart, 5-0 (en la ida) y 1-6 (en la vuelta) al Hannover 96 que competía en la Europa League, un 6-1 al Werder Bremen, ex-equipo de Özil... todo esto sin mencionar las goleadas a otros equipos por 3 y 4 goles, sin recibir en muchas ocasiones goles en contra. Y sin contar con los partidos de la Copa de Alemania, donde demostró más de lo mismo. En la clásificación de la Champions, en Octavos y en Cuartos, y ahora en Semi-finales.
La gran Juventus de Antonio Conte, probó el amargo poderío de los bávaros recibiendo un global 4-0, 2 en la ida y 2 en la vuelta, perdiendo en su gran estadio de Turín.
Ver al Bayern es ver al diablo reencarnado, es ver caer la bomba atómica en Nagasaki y después en Hiroshima, es ver a Thor dar un golpe con su martillo, es la furia de Zeus cayendo sobre la humanidad... su fútbol hace estremecer a todos los superhéroes de Marvel y DC unidos, intimida a Poseidón, provoca que un Leviatán salga huyendo a las profundidades del abismo, destruye a un Golem en miles de pedazos... si se hiciese una adaptación cinematográfica del equipo, sería considerada como la película de terror más escalofriante de la historia del séptimo arte.
De verdad amigos, no es porque le haya ganado al Barça ayer, ni porque le enseñase a hacer fútbol a esos presumidos... no, para nada, no es una moda, es una historia. Un equipo que tuvo que sufrir mucho para ser lo que ahora es, que incluso el Barça tuvo la desfachatez de abuchear tras ganarle 4-0 hace algunos años.
Es un equipo que vio perder dos finales en 3 años, siendo el gran favorito y haciendo mejor fútbol que sus rivales, fue aquel equipo que le metió al Sporting de Lisboa un rotundo 12-1. Un equipo que empezó a brillar con Philiph Lahm, Podolski, Klose o Schwensteiger, y después con Neuer, Robben, Müller, Ribery o Mario Gomez...
Una maquina de demoler.
Ayer dio un señor repaso al Barça, le enseñó a jugar, lo humilló ante su aficción en su propio Estadio, ante 97.000 personas en directo y el resto del mundo retransmitido.
Solamente decir, GRACIAS, gracias por hacer justicia Bayern, gracias por callar las bocas de los fachas culés y gracias por devolver al mundo del fútbol a cada uno a donde le corresponde.
Está es la mejor expresión gráfica de lo que ayer el Bayern le hizo al Barça.



FIN DE CICLO